domingo, 24 de junio de 2018

OTOÑO

Paso por aquí a dejar menos palabras que hojas. A decir que el otoño, aunque presagie el frío invierno, es de una belleza con-movedora. 

También me ha dejado una enseñanza: su nombre  puede convertirse en verbo. Así, otoñar viene a ser soltar, pero soltar sin dolor, sin pena y abrirse hacia adentro para hacer espacio a otros amores, a otros haberes. 

Que así sea.



Puedes leer aquí otros post relacionados...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...