Caracas

Fotografía: ODOARDO RODRÍGUEZ

domingo, 11 de noviembre de 2012

Plaza Bolívar de El Valle

Los vecinos de El Valle tienen algo que celebrar. Su plaza Bolívar fue reinaugurada el 25 de julio, como parte de la celebración del 445 Aniversario de Caracas. Y en esa recuperación urbana los colectivos ciudadanos de esa populosa zona caraqueña tuvieron mucho que ver. El autor del proyecto es el arquitecto Alejandro Haiek y su equipo  Lab.Pro.Fab. El proyecto y su ejecución cumplen con los preceptos de este grupo de profesionales de la arquitectura y el diseño que trabaja en equipo con ciudadanos organizados. Ellos señalan que les interesa:

"Las ecologías diversas + La reprogramación de obsolescencias + La renovación de paisajes inactivos + La reanimación de territorios en desuso: sistemas, artefactos y objetos desecho + Los fenómenos, comportamientos y dinámicas sociales locales + Cartografías sociales, políticas, económicas  y tecnológicas que integren el arte, la ciencia y la cultura + La eficiencia constructiva y en la optimización de recursos económicos, humanos y materiales + Más en el ensamblaje que en lo húmedo. De nuevo la industrialización + La fabricación en serie pero al mismo tiempo customizada + Las High- Tech, pero más las Low- Tech, intentando derivarlas en tecnologías intermedias o de transferencia.
La producción ‘para masas’: No la ‘producción en masa’ + Lo multiprogramático y lo multipropósito +
La modularidad, la repetición, la replicación y la autosimilitud".

Volviendo a la plaza, los suelos tienen una trama cinética donde la utilización de diversos tipos de pavimento y vegetación tejen un resultado rico en texturas. La selección de colores -blanco-gris-verde- fue producto del acuerdo entre diseñadores y ciudadanos buscando rememorar el pavimento de la vieja plaza. Los bancos -construidos en concreto por albañiles de la zona- destacan no solo por su geometría sino porque "emergen", elevándose de la trama del suelo, convirtiéndose en objeto lúdico y utilitario que le da un carácter particular a todo el conjunto.
Los árboles sombrean toda el area y la fachada de la iglesia Nuestra Señora Encarnación de El Valle esplende ante la apertura del espacio. Sin embargo, instalaron un parquecito infantil de plástico que nada tiene que ver con el conjunto, pero que -obiamente- los niños agradecen. 

Esperamos que la biblioteca y el centro cultural, que forman parte de esta interesante renovación urbana, se inicien en breve para complementar el proyecto y la oferta que le hicieran las autoridades del municipio Libertador a los habitantes de El Valle, quienes lucharon durante varios años para recuperar su plaza Bolívar. 

La mejor forma de llegar es en Metro.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...